Tardes de invierno 6/02/2015

Parece que la mediocridad se ha instalado en nuestras vidas a través de los que la dirigen. Nosotros tenemos gran parte de culpa, somos a fin de cuentas los responsables de poner la papeleta en la urna, y ellos son sólo los depositarios de nuestra responsabilidad. Somos un pueblo en su mayoría mediocre, falto de cultura y de interés por tenerla. Ya se encargaron en el pasado de hacernos creer que Dios se encargaba de todo, mientras nos empobrecían cultural y materialmente.

Escucho las noticias, me entra un miedo atroz. ¿En manos de quién hemos dejado nuestro día a día? No tienen la más mínima decencia; perdón por mi insistencia, lo grave es que no les importa.

No hay dinero para pagar medicamentos, ¿Por qué no se coge de la partida que el estado destina a los partidos políticos y que estos se financien con el dinero de sus afiliados? Demasiados altos cargos. Ya sé que es simple pero….

A algunos les sueltan la correa y no les hace falta nadie para berrear, el problema es que no les dicen nada cuando dejan en ridículo a los suyos, no les insinúan que deben dimitir, al contrario, les hacen portavoces o les dan concejalía.

Dejando a un lado los que han sacado a pasear la lengua delante de los micrófonos; Agustín Conde debería salir también y pedir disculpas por considerar, de una manera indecente, que somos tontos.

Los nuevos aires que se respiran parecen distintos, pero seguimos votando sin el movimiento de la idea, sólo lo hacemos según el viento que nos sopla. Me pregunto dónde estaban algunos de los que ahora salen a la calle en pos de justas reivindicaciones….Quizá ni fueron a votar…

La izquierda de este país tiene mala memoria, no sabe aprovechar los tiempos; se diluyen en peleas vanas, parece que no tienen asumido el concepto de la responsabilidad de Estado. En el siglo XIX, apenas comienza el trienio liberal se enzarzan, en el XX, igual, y ahora repiten.  Y los chicos/as del otro lado, frotándose las manos gracias a esas pequeñas batallas, que sólo conducen al deterioro personal y a la ruptura de músculo político.

Parece que ya no son importantes aquellos personajes con sentido de Estado, con responsabilidad política; más allá del triunfo efímero de las urnas.

Sr. Monedero, la mujer del césar ha de ser honrada y parecer. Tardó muy poco en salir a las TV, cosa loable, ahora parece que está tardando más en dar toda la información; no siga alimentando tertulianos.

En pos de la asepsia democrática y para evitar los malos olores, en temas de interés nacional, se debería hacer partícipes a todos los partidos políticos representados en el Congreso. Las mayorías son interinas.

No sé si me aventuro mucho, pero parece que el PSOE tendrá que ir si esto sigue así, a un refundación. Si Pablo Iglesias Possé, levantara la cabeza, los corría a gorrazos por la calle Mayor.

¿Cuándo los líderes de Podemos van a comentar en una tertulia el cambio de la ley electoral, para cuando el voto directo?

Print Friendly, PDF & Email

No hay comentarios

Dejar respuesta